A menudo los niños se resisten a hacer ciertas cosas por su cuenta. Otras veces quieren hacer solos lo que todavía no están preparados para hacer. Regular su grado de autonomía es bueno y necesario para que haya una relación directa entre lo que son capaces de hacer y la imagen que tienen de sí mismos. Este taller propone técnicas para fomentar las capacidades y, con ellas, la seguridad personal de los hijos.

Taller dirigido a familias con hijos de todas las edades.

Contenidos: